Sitges 2014: Diario día 5

Si el dia de ayer fue flojo, este día se presentaba con overbooking de películas. Tenía planeado ver 9 películas seguidas en el Auditori, sin apenas pausas para comer/cenar. Al final vi “solo” 6, pero mi compañero si aguantó las 9 como un campeón.

La traca comenzó con “Jaime Mark is Dead” una película indie con elementos sobrenaturales (que no terror), que parte de una prometedora idea como que un adolescente que en el colegio no es aceptado por sus compañeros aparece un dia muerto, esta muerte afectará a la comunidad, especialmente a dos de sus compañeros que verán el espíritu. Lamentablemente lo que era una buena idea se transforma en una peli muy aburrida y excesivamente lenta para lo que cuenta. Una decepción.

Después venía uno de los supuestos platos fuertes del Festival; “Goodnight Mommy”, una película austríaca de atmósfera malsana y lento pero continúo desarrollo. Dos niños gemelos esperan que vuelva su madre, cuando esta lo hace es con la cara cubierta por una operación de cirugía pero los hermanos dudan que realmente sea su madre. La película tiene ese aire de película raruna europea (Borgman, Canino…) pero se hace disfrutable y logra con su lenta y enfermiza evolución, impactar al espectador cuando la violencia estalla, que realmente no se centra en ella, pero incomoda y mucho. Muy recomendable.

goodnight-mommy

Goodnight Mommy. – Terrores infantiles…. ¿o parentales?

Tras esta, y con el tiempo justo para salir de la sala y volver a entrar, vemos “These Final Hours” una aventura apocalíptica en la que seguimos a un chico que, en el dia del fin del mundo, quiere llegar a una fiesta para despedir la vida por todo lo alto, pero que al toparse con una niña decide replantear sus prioridades. Un poco “The Last of Us” en la relación entre sus protagonistas, pero mucho más superficial. La película está bastante entretenida, tiene un ritmo muy bueno, pero el final llega sin mucho impacto. A destacar que el actor protagonista ganó el galardón de Sitges a la mejor interpretación… y a mi no me gustó demasiado  (físicamente esta muy bien, pero lo veo demasiado rudo para el papel… aunque supongo que ahí está la gracia) .

Tras esta, tocaba “How i live now” otra ración de apocalipsis esta vez en forma de 3ª guerra mundial y de cómo una adolescente norteamericana en tierras inglesas se enfrenta a las dificultades que supone una situación así. La peli está interesante, un drama sobre la madurez en entornos hostiles, lamentablemente se centra bastante en el aspecto cutre-romántico de distopía juvenil típica, y queda un poco de pegote que entre miles y miles de muertos, la protagonista solo desee encontrarse con el chico que le gusta (al que recientemente ha conocido). Por todo lo demás la película está lograda, con unas buenas interpretaciones y el horror de la guerra casi siempre fuera de plano.

Y otra vez salía del Auditori y volvía a entrar, sin apenas tiempo ni de mear, empezando a notarme empachado de celuloide. La que venía a continuación era “Oculus”, una película de terror que venía precedida de buenas críticas tras su estreno americano. La película es buena, pero quizás el hype provocado le juega flaco favor, pues esperaba más y no pasa de correcta.
Cuenta una historia de un espejo maldito que atormenta a una familia a lo largo de los años. La premisa es original dentro de lo que es el cine de terror actual, con dos líneas de tiempo que se mezclan entre si hasta casi no saber en cual estás, lo que forma parte de la gracia de la película. Las actuaciones son correctas, destacando a una querida Katee –Starbucks- Sakhoff algo desaprovechada. También le falta algo mas de impacto en los momentos de terror, y el final es un poco…. ouch. Pero la verdad es que es una película simpática y apañada de terror, género que he echado en falta este año.
Oculus_El_espejo_del_mal-992178617-large

Y a punto de tirar la toalla ante tanta peli (más que por número, el problema es que eran todas seguidas) vi la esperada por muchos, no por mí, nueva obra de David Cronenberg; “Maps to the Stars”,  una mirada cínica sobre el Hollywood actual, que se supone retrata con mala baba al star system y sus idas de olla, pero que finalmente no tiene tanta mala baba como parece. Julianne Moore es el único personaje que si muestra las psicosis que nos gusta ver sobre las estrellas, sus manías y sus inseguridades, y su papel la verdad es que es lo mejor de la película. John Cusack está desaprovechado, Robert Pattinson sobra tanto el como su personaje, y la que se supone que es la prota; Mia Wasinwoska es bastante insoportable. No ayuda que la película se limita a ser conversaciones entre dos personajes, a veces 3, inmóviles, sin acción, sin intriga, muy sosas… y que el devenir del guión vaya más por derroteros Almodovarianos (para mal) que por zambullirse en el Hollywood mas oscuro y brutal. Así que sí, parece que la peli no me gustó mucho, tampoco es un horror pero está tan endiosada que me obligo a remarcar sus numerosos errores.

Tras esta tenía previsto asistir a una maratón de ciencia ficción compuesta de “The Last Day son Mars”, “Space Station 76” y “Predestination” pero ahí si que me acobardé ya que de estas solo tenía especial interés en la última. Por lo que escuché al dia siguiente, The Last Day on Mars era una interesante peli de zombis en el espacio, “Space Station 76” una especie de tribu de los Brady en el espacio y “Predestination” una buena y espesa película de viajes en el tiempo pero ni por asomo para ver a las 6 de la mañana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s